Reseña: Susurros en el viento de Elizabeth Haran

lunes, 28 de septiembre de 2015

Susurros en el viento de Elizabeth Haran

Australia, 1845. En ruta a la isla Canguro, un barco se va a pique tras chocar contra un arrecife durante una horrible tormenta. Solo dos jóvenes mujeres sobreviven: Amelia Divine y Sarah Jones. Pero Amelia sufre una lesión en la cabeza y pierde la memoria. Ni siquiera puede recordar su nombre. Sarah, por su parte, descubre la oportunidad de cambiar su destino y escapar de un futuro sombrío. Sin embargo, esta decisión cambiará para siempre la vida de ambas mujeres...  







Libro único Datos adicionales:
Ya a la venta
Ediciones B
ISBN: 9788466657587
536 págs
19 €



Esta es ya la cuarta novela de Elizabeth Haran que he tenido el placer de poder leer, después de Ópalos de fuego, El brillo de la estrella del sur y El río de la fortuna. Además, después de una de las mejores de mi vida, estaba claro que esta novela iba a despertar un buen puñado de sentimientos encontrados en mi interior.

En Susurros en el viento nos encontramos con dos personajes femeninos que se conocen a bordo de un barco y que llevan el mismo camino, ir a la Isla Canguro a iniciar una nueva vida. Una de ellas es una presa que va a estar dos años trabajando como criada para una familia para saldar un poco su deuda con la sociedad, la otra es una joven rica que se ha quedado huérfana y que se va a vivir con una muy buena amiga de su madre. Para la desgracia, el barco es arrastrado hasta el fondo del mar durante una tormenta, y solo sobreviven ellas dos.  Para rematar la jugada, una de ellas se golpea la cabeza contra unas rocas y pierde todo recuerdo de su pasado. Aprovechando la situación, hay un intercambio de papeles y la historia empieza ahí. Amelia y Sarah, Sarah y Amelia, dos desconocidas cuyo presente y futuro han quedado unidos para siempre.

Como siempre me sucede con casi todas las novelas de tipo landscape, es sorprendente que a pesar de la cantidad de páginas e información que contienen, las páginas pasan volando. Las descripciones no se me han hecho pesadas en ningún momento, las escenas más hogareñas y caseras están perfectamente intercaladas con detalles de la vida y fauna australiana aquí y allá y en general el libro resulta entretenido y acogedor.

En esta ocasión tenemos dos protagonistas muy claras de forma que sus historias se irán intercalando a través de los distintos capítulos, pudiendo así conocer sus vidas un poco mejor. Este aspecto me ha gustado pero también me he sentido un tanto contrariada, ya que una de las chicas no me caía nada bien, y para mi desgracia esto se ha mantenido a lo largo de toda la novela. No voy a decir que se me haya hecho cuesta arriba, porque no sería cierto, pero sí que he llegado a sentir bastante repulsa y desinterés por su historia personal. No me ha parecido muy seria la forma en que se comporta, tampoco me ha gustado que se insistiera una y otra y otra y otra vez en lo mismo, no sé, creo que se podría haber hecho de otra forma.

Como siempre, tenemos dos historias de amor a falta de una, con cada una de las chicas como punto central. En esta ocasión tengo que reconocer que, además de no caerme muy en gracia una de las protagonistas, tampoco me ha gustado el hombre con el que ha terminado esa misma chica. Es decir, yo en mi mente tenía una película preciosa montada, casi desde la primera página además, pero rápidamente he visto que las cosas iban a tomar un rumbo muy diferente. Es cierto que era el camino más lógico a seguir, pero bueno, es otro punto que no me ha convencido aunque reconozco que es más por gusto personal que por la calidad de la novela en sí.

También me ha llamado la atención que esta es una de pocas novelas landscape que he leído donde realmente el final resulta medianamente coherente y creíble, y más después de toda la situación vivida. Sí que hay un final feliz, que nadie se lleve las manos a la cabeza, pero hay un par de aspectos más "normales" que también entran en juego.

Susurros en el viento ha resultado ser una novela entretenida y aunque una de sus protagonistas no me ha terminado de gustar mucho, en general es un libro entretenido y muy, muy australiano. Ains, precioso país ♥, algún día nos volveremos a ver. 



5 comentarios:

  1. No he leído nada de la autora aunque en los últimos tiempos sí que me ha sonado bastante su nombre.
    Si una de las mujeres no te ha caído demasiado bien y no te ha gustado el hombre con el que ha acabado... mal.
    A mí por el momento no me llama. Espacio mucho este tipo de lecturas y las escojo con bastante cuidado.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Entre que no me llamaba mucho y tu reseña...
    NI CON UN PALO x)
    un beesote

    ResponderEliminar
  3. No me llama mucho la atencion asi que no creo que lo lea.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Me llama la atención bastante pero que una de las historias no te haya gustado me echa mucho para atrás. De todas formas no descarto leerlo algún día, que no sé, mal no lo pones, y la nota es bastante buena... igual hasta me convence más que a ti. Quién sabe.

    Por cierto, ¿el cuarto ya de la autora? Y yo con El río de la fortuna aún sin leer en la estantería xD

    ResponderEliminar
  5. Hola! Gracias por la reseña, tiene pinta de ser entretenido y a lo mejor me animo a leerlo.

    Un saludo!

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails
ir arriba